21 de julio de 2011

CARETAS

 Recuerdo que se le cayó la careta, esta tomó forma antropomorfa fue elevándose hasta tomar su misma altura, cual medusa la miro fijamente a los ojos arráncasela más de una lágrima; mientras veía petrificarse su vida, esbozó frente a su máscara ahora con forma pseudohumana el último suspiro que la ínfima verdad que llevaba dentro le inspiraba, arrojó con oscuros destellos su última frase, la última y la única revestida de sinceridad, una gota de rocío que resumía y ponía título a un océano de mentiras. Adis Vir